martes, 19 de mayo de 2009

España, notable en diversión, insuficiente en los negocios


Siesta, cañas, tapas. Toros. Bares abiertos hasta el amanecer. Tópicos de sobra conocidos, lugares comunes que se repiten hasta la saciedad en las guías turísticas de España para extranjeros causando prurito en el orgullo patrio de muchos españoles. Por eso, aunque no deja de ser inquietante, no debe sorprender la conclusión a la que ha llegado el estudio «La reputación de España en el Mundo», presentado ayer en la Escuela de Negocios, que revela que los atractivos naturales y la oferta de ocio y turismo son la carta estrella de la baraja que España muestra al exterior. La belleza del paisaje y las posibilidades de entretenimiento y diversión parecen ser los motivos que han situado a España como el cuarto país que los extranjeros recomendarían visitar. Pero cuando de negocios se trata la cosa cambia y nos quedamos en un suficiente bajo al ocupar el séptimo puesto en la recomendación de adquirir los productos de sus empresas.

Seguir leyendo en CapitalNews

No hay comentarios: