jueves, 16 de julio de 2009

Bruselas le aprieta las tuercas a España por obstaculizar la libre circulación de capitales


Gabelas excesivas e innecesarias que suponen un obstáculo a la libre circulación de capitales y que forman parte del derecho mercantil español. El texto refundido de la Ley del Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados, grava con un impuesto indirecto determinadas operaciones societarias, entre las que se cuentan operaciones como la constitución, el aumento y la disminución de capital, la fusión, la escisión y la disolución de sociedades. Pocas son las operaciones, como la prórroga de la sociedad, el cambio del objeto social o el cambio del modo de representar las acciones que se libran de esta carga. Una situación a la que la Unión Europea quiere poner freno en aras de la armonización comunitaria. Y la toma de medidas no se ha hecho esperar. El pasado 9 de julio, el Tribunal de Justicia de la Unión Europea dictaba una sentencia condenatoria a España por mantener este gravamen en su legislación nacional.

Seguir leyendo en Capital News

No hay comentarios: